17 junio 2014

Ikea marca el nivel

Fabra, ligeramente atrasado respecto a sus competidores en el montaje de una silla. Foto: GVA
Es la tienda que hace 16 en España, si no contamos las varias que hay en las islas Baleares y Canarias. Las hay en el entorno de Madrid y Barcelona a tríos y también desde hace años en A Coruña, Zaragoza, Murcia, Jerez o Barakaldo. Sin embargo, la apertura de la primera tienda de la multinacional del mueble Ikea en Valencia ha sido tratada en el País Valenciano como todo un acontecimiento. Pero no solo por los seguidores freaks de la marca sueca (freak es lo menos que se puede decir de alguien que se confiesa seguidor de un fabricante de muebles en serie manufacturados en países como Vietnam o Bangladés), o por los consumidores de pocos recursos que creían que les seguía saliendo a cuenta ir a comprar muebles a tiendas a centenares de kilómetros antes que en las opciones de proximidad, sino por el gobierno valenciano.


Alberto Fabra, el president de la Generalitat, ha convertido su asistencia a la inauguración de una tienda de Ikea en un acto oficial. Pero eso no es lo tremendo. Lo tremendo es que se trata de su acto socialmente más relevante desde que hace ya bastantes meses inaugurara una tienda de Decathlon. Y no solo eso: de su conseller de Economía e Industria, Máximo Buch, no se recuerda una sola iniciativa, una solo propuesta, que haya supuesto una mejora en esa materia desde que accedió a su cargo a principios de 2012. Así está el nivel.

Por tanto, no es de extrañar que la apertura de una tienda de Ikea abra los informativos autonómicos (en RNE, por ejemplo) y Fabra y casi todo su gobierno se apunten a la inauguración y la vendan como algo extraordinario. Y tampoco lo es que en esas noticias se relate con normalidad cómo decenas de personas hicieron cola a la entrada del establecimiento durante varias noches para que una consiguiera un vale por 500 euros y el resto con un puñado de vales de 100, resumiendo en la estampa la miseria que padecen muchos valencianos y el tiempo libre de que disponen. 

¿Que no se lo creen? Terminen de ver el informativo territorial de RTVE incrustado a continuación. La otra información empresarial del informativo territorial (en el minuto 5:30 aprox.) es que "una empresa valenciana fabrica las 120.000 banderines que se repartirán entre los asistentes para saludar a los nuevos reyes". Lo dicho, este es el nivel de la acción del gobierno valenciano en lo relativo a economía, industria y generación de empleo. Como para estar tranquilos.

PD: Ya que están, vean también la primera noticia, en la que el secretario de Estado de Administraciones Públicas dice al gobierno valenciano que "Valencia aún tiene dónde recortar". Y Fabra montando sillas.

Publicar un comentario