25 octubre 2010

En España eso no pasa

"Acostumbrado a que los medios de comunicación españoles muestren una gran preocupación ante las posibles restricciones a la libertad de expresión y prensa en "algunos" países latinoamericanos (expresada habitualmente mediante noticias sobre el cierre puntual de algún medio), me "extrañaba" la pasada semana tener que enterarme mediante un breve publicado en Gara y rebotado por un amigo en Facebook de una importante medida tomada en Ecuador y que afectaba sustancialmente el panorama mediático de aquel país. La medida, tomada hace tiempo pero cuyo cumplimiento vencía la hace unos días, obligaba a los banqueros a deshacerse del control accionarial que tuvieran en los medios de comunicación. ¿El objetivo? Evidente. Tratar de evitar que los medios de comunicación privada sean un mero portavoz -revestido de la apariencia informativa y la relativa veracidad que se les supone- de los intereses económicos de los más poderosos del país; unos poderosos que, en el caso de Ecuador, son muy pocos.

La medida, qué quieren que les diga, me parece brillante, a pesar de que los banqueros ecuatorianos ya han buscado resquicios para atenuar los efectos de la ley (como el de colocar sus acciones a sus primos, tíos o amigos), y de que, obviamente, el hecho de que los medios no estén en manos de banqueros no significa en absoluto que estén apartados de los intereses de otros oligarcas del país o de fuera de él. Pero pese a ello me parece una medida buena, interesante por lo que plantea, y además, ejemplar. ¿Por qué entonces no se ha aireado en España?"
Hasta aquí casi la mitad de mi columna de hoy en l'Informatiu. Titulada En España eso no pasa, pueden terminar de leerla pinchando aquí.
Publicar un comentario