16 julio 2009

Dos de Fórmula 1 (y una de Copa América)

Cemento, hierros y asfalto: la imagen que definió por encima de cualquier otra el pasado GP de Europa (que actualmente se disputa en España, concretamente en Valencia).
  • A escasas semanas de la celebración de su segunda prueba en Valencia, que ya se antoja como un rotundo fracaso de asistencia, empieza a aflorar ya la propaganda fantasiosa que mitigue el batacazo. "Más de 600 millones de espectadores seguirán por televisión el GP de Europa" aseguraba una nota de Europa Press hace unos días haciéndose eco de los organizadores valencianos de la prueba. Teniendo en cuenta que, según los entes que se encargan de medir estas cosas, el Gran Premio más seguido de la temporada no alcanza una audiencia mundial global superior a los 100 millones, ¿cómo se atreven a asegurar esto por segundo año consecutivo? Y es más, ¿no debería el periodista de turno -primero el de la agencia, y luego el del medio que piense publicarlo- si semejante barbaridad es factible? El titular correcto de la noticia debería ser algo así como que "los organizadores de la prueba mienten a la ciudadanía asegurando una audiencia que podría multiplicar hasta por diez la real".

  • Al margen de lo anterior, hace más de una semana me llamó la atención escuchar en una radio valenciana altavoz de los que mandan, cómo se empezaban a sortear entre la audiencia entradas para ver la prueba desde la grada más privilegiada del circuito. Hemos de creer que la emisora las está comprando a su precio de venta, y no que la organización esté regalando ya tickets para evitar una estampa patética. El año pasado esperaron a regalarlas al último día.

  • ¿Y de la Copa América se sabe algo? Y tanto que se sabe, aunque se ha dicho por lo bajini. El equipo suizo del Alinghi, el de Bertarelli, al que había que apoyar según la alcaldesa Barberá y el Molt Honorable (es un decir) Camps, porque de ganar éste, la prueba se volvería a celebrar aquí (los más de cien millones que pedía Bertarelli al parecer no tenían nada que ver), ha anunciado que la 33 edición se podría celebrar en Turquía o en un país árabe, "por condiciones climáticas más favorables". Por lo visto allí sopla más el olor a dinero que en las saquedadas arcas valencianas. ¿Dimitirá alguien aunque sólo sea por vergüenza después de mentir tanto a la gente?
Publicar un comentario