27 enero 2009

Para comuniones y bautizos

Hoy ha sido el día de Tengo una pregunta para usted. Sí, el programa lo hicieron anoche pero hoy es el día del eco en todos los medios, por lo que uno puede conocer los mejores momentos del programa -uno, especialmente brillante- sin tener que aguantar el resto. A mí, personalmente, el formato no me gusta mucho, pero bueno, no está de más -como apuntan mejores analistas- que nuestros políticos, y en especial el presidente del gobierno, se sometan de vez en cuando al interrogatorio de gente de la calle. Eso sí, además de comunicar correctamente sus decisiones, la función de un gobierno es tomarlas, y también, en la medida de lo posible, discutirlas y presentarlas al resto de grupos políticos.

Mientras tanto, en otras latitudes dentro del Reino de España, algunos ciudadanos valencianos (los que leyeron hoy el diario Levante-EMV) se enteraron de el presidente de su comunidad autónoma, Francisco Camps, no es que continúe sin mostrar ninguna disposición de someterse a las preguntas de los ciudadanos en su televisión autonómica; ni, como hace habitualmente, tampoco se deje preguntar por los medios de comunicación; es que ni siquiera asistirá* mañana a las Cortes donde el gobierno que preside ha organizado un pleno ordinario para tratar la crisis que se está cebando de un modo especial en la Comunitat. A los grupos de la oposición no les dejará presentar propuestas. Ya se sabe, el presidente autonómico valenciano está para asistir a las regatas, las carreras de motos, las de Fórmula 1, los estrenos de cine, los partidos del Valencia CF o la misa de los domingos. Pero para trabajar... No sean ridículos.

Francisco Camps en una de las últimas ocasiones que se le ha visto en el tajo. Junto a él, Rita Barberá, otra gran curranta.

PD: Me gustaría saber qué opina Mariano Rajoy de su pupilo valenciano. ¿Es un ejemplo a seguir por él si un día llega a la Moncloa? ¿Por qué ningún medio estatal se hace eco de la agenda del Molt Honrable?

PD2: También hoy hemos podido escuchar al alcalde de Salamanca hacer un comentario desafortunado en el que, además, culpaba al presidente del gobierno de los 3 millones de parados -él sumaba uno extra-. Si el bienestar de la gente es competencia exclusiva del gobierno, ¿esta gente a qué se dedica? ¿Por qué no dimite? ¿Él, como Camps, está sólo pra asistir a bautizos y comuniones? Hay que tener muy poca vergüenza.



*Esta entrada tiene una rectificación.

Publicar un comentario