19 agosto 2008

¿El oráculo?

A raíz de una noticia publicada hoy en Las Provincias (Valencia Experience alega que el club ha dañado su imagen) me encuentro con que Levante-EMV el pasado 8 de agosto ya publicó esto:

Casualmente, al día siguiente de que se anunciara el patrocinio yo escribí una entrada en este blog y que titulé Ojo con la 'experience', en la que, entre otras cosas, escribí lo siguiente: "Algo me dice que el Valencia CF no cobrará nunca ese importe". Pero pese a que el tiempo -en un plazo muy breve- me esté dando la razón, lo que escribí no tiene ningún mérito. El manejo del dinero público que están realizando las instituciones valencianas beneficiando intereses privados -del que la prueba de Fórmula 1 que se disputa en Valencia este fin de semana no es más que otra prueba- no ha hecho sino favorecer el florecimiento de este tipo de empresas, comandadas por empresarios afines al poder, aunque sin una clara actividad prestas a beneficiarse del ejercicio de la intermediación de ese flujo de capital. Eso está ahí. Sólo hay que dejar de mirar -y hacer mirar a los demás- hacia otro lado.

Publicar un comentario