18 abril 2008

Cuidado, no se tropiecen

Leo hoy en Las Provincias que el Ayuntamiento de Valencia prohibirá este domingo que se pise la fosa común ubicada en el cementerio municipal, en un acto homenaje a las víctimas del franquismo cuyos restos descansan en ella. Dice la noticia, que el consistorio ha tomado esta medida -que impedirá a los organizadores del acto, la asociación Fòrum Per la Memòria, arreglar o llenar de flores la fosa abandonada- "tras un informe del arquitecto donde no se asegura la estabilidad del terreno". Y menos mal que lo han aclarado, porque seguro que salía algún rojillo diciendo que la decisión del ayuntamiento liderado por Rita Barberá, estaba tomada con mala idea. Ya saben, como hace unos años el consistorio trató de trasladar con nocturnidad y alevosía (de hecho lo hizo) la tierra junto a los restos de los fusilados a una cantera en Sagunto (sólo lo impidió la vigilancia del entonces concejal Antonio Montalbán, que intuía que se iba a producir lo que entonces se calificó como "accidente"), porque molestaban para hacer un nicho encima, pues aún hoy hay quien está a la que salta. Pero eso, no me sean malpensados.

PD: Qué curioso. Leyendo los titulares de las noticias publicadas en Las Provincias sobre la fosa común, la de hoy y la de 2006, veo que se produce una coincidencia. En la de hoy el titular habla de "una fosa común", como si se tratara de una fosa cualquiera, una más, y no, es la única que queda sin sepultar por nuevos nichos donde yacen los cuerpos de los fusilados por los franquistas en el 39. En la de 2006, habla de tierra de "un cementerio", como si fuera de un cementerio cualquiera, no del municipal de Valencia, ciudad en la que principalmente se vende su periódico. Qué curioso, ¿verdad?

Publicar un comentario