09 marzo 2008

Esto en otro lado no pasa

He estado enfermo esta semana y he salido de casa, medio zombi, sólo cuando ha sido estrictamente necesario. Hoy, ya recuperado, he acudido a ejercer mi derecho de voto y me he encontrado la ciudad empapelada de anuncios de una marca cervecera tematizados con motivos falleros. En ellos, imaginamos que para hacer un guiño al personal, pues no lo hacen el resto del año, han decidido emplear la lengua autóctona. Pero, seguramente por la falta de práctica, han cometido un error garrafal, pues han escrito la palabra "canya" ("caña" en castellano) con ñ, una letra que no existe en la lengua valenciana.

Es alucinante que semejante barbaridad se les haya pasado por alto a todas les personas que habrán supervisado el anuncio, desde su primer boceto, hasta ser ubicado en multitud de emplazamientos de la ciudad de Valencia -e internet-. Sería de agradecer, por mucho que le cueste a la empresa anunciadora, que rectificara toda su publicidad. No hacerlo sería una falta de respeto en primer lugar hacia sí mismos, y después a los valencianos y a su lengua. Estoy seguro de que los que tanto la reivindican y dicen defender desde los cargos públicos, harán lo que esté en su mano para que el error se solucione cuanto antes. Eso sí, también lo estoy de que esto en otros lados no pasa.

Publicar un comentario